LAS INMOBILIARIAS PROPONEN UN PROTOCOLO DE ATENCIÓN

Compartir

Desde el sector inmobiliario advierten que la falta de pago de los alquileres desencadenará en corto plazo “un conflicto social entre propietarios e inquilinos de inusitada magnitud”. Por eso solicitan “que se habilite el ejercicio profesional para poder mediar entre las partes”, y proponen un “protocolo sanitario” para su implementación.

La medida excepcional del Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio (ASPO) dificultó la administración de los inmuebles entre propietarios e inquilinos. Desde las organizaciones que nuclean a los profesionales inmobiliarios avizoran múltiples conflictos, entre otros, por la falta de pago, por lo que sostienen como “imperioso el dictado de una normativa que habilite el ejercicio profesional en el marco de la administración de alquileres mediante la utilización de un protocolo sanitario”.

La preocupación llegó a los municipios a través de Roberto Belmonte, presidente del Colegio de Martilleros y Corredores Públicos del Departamento Judicial de Quilmes (que incluye a Berazategui y Varela). En una carta piden a los intendentes “poder atender a propietarios e inquilinos, bajo los cuidados sanitarios”. Similar pedido fue realizado al gobernador Axel Kicillof por el presidente del Colegio y de la Caja de Martilleros de la Provincia, Juan Carlos Donsanto.

Belmonte explicó que, “en la medida que el distanciamiento social se prorrogue, se suscitarán mayores conflictos de orden económico, pudiendo aportar en alguna medida, la apertura de esta actividad, un menor grado de dificultad, al menos, al ámbito locativo”.

“Aún primando la salud, no podemos deslindar la faz económica, por cuanto un alquiler se convierte en muchos casos, en indispensable para la subsistencia (alimentos, remedios, tratamientos, etc.). Desde nuestro sector, se medió para poder subsanar entre las partes, la posibilidad de pago mediante transferencia bancaria. Pero la realidad nos dice que no todo el mundo se encuentra bancarizado”.

de la carta del Colegio de Martilleros y Corredores Públicos
Roberto Belmonte

Confió Belmonte, “Hasta ahora lo venimos sobrellevando, ya que los propietarios acordaron pasar a cobrar a los domicilios de los inquilinos, o los pocos a través de transferencias bancarias, pero no todo el mundo tiene cuenta. Estamos advirtiendo, y se va a profundizar mucho más en mayo y junio, los conflictos sociales que van a producirse alrededor de una locación urbana. Es decir, los contratos de alquiler de vivienda, y los comerciales aún más, van a empezar a tener unos conflictos de magnitudes inusitadas”.

“Es por eso que pedimos una apertura acotada de las oficinas para atender el tema de alquileres, porque advertimos que las administraciones se van a dificultar aún más. Nosotros, que hicimos los contratos, y que somos los mediadores naturales, que así como acercamos las partes algunas vez, que lo estamos haciendo en forma telefónica, vamos a tratar de mediar y buscar soluciones, y que el conflicto no aflore en una gran magnitud, pero es necesario que nos permitan hacerlo”.  

Es importante resaltar que esto, además, contribuye a la normalización en el pago de Servicios, Tasas y demás contribuciones que, en estos momentos, se encuentran desde el punto de vista recaudatorio, en franca disminución”.

Nos permitiría mediar, persiguiendo la solución de toda desavenencia entre locador-locatario, surgida como producto de esta situación extraordinaria, atendiendo la correcta aplicación del Decreto Nacional 320-2020”.

Si observamos que las cadenas de comercialización de electrodomésticos, han vuelto con un esquema de horario limitado a la atención exclusiva de las cobranzas y los Bancos fueron posibilitados a la atención de público. Entendemos que con responsabilidad, conciencia y adultez, podemos llevar una apertura respetuosa, ajustándonos al protocolo que se adecue a estos efectos”.

La carta

EL PROTOCOLO

El siguiente, es un protocolo de atención para inmobiliarias, similar a otros utilizados por algunos municipios de la provincia y que el Colegio de Martilleros y Corredores Públicos de Quilmes propuso.

  • Las oficinas inmobiliarias funcionaran dentro del horario que indique la autoridad municipal.
  • La atención personalizada se limitará al área de cobranzas y liquidación de alquileres y toda otra obligación dineraria emergente de los contratos; cuando no sea posible ejercer esta acción mediante Bancos. También contemplará lo concerniente a la normalización y gestión resultante de las relaciones locativas.
  • La atención se llevará a cabo sólo mediante turnos establecidos. No se permitirá a más de dos personas a la vez.
  • El área de atención deberá contar con el suministro de alcohol en gel y, al ingreso, una estera o felpudo humedecido con agua clorada. El personal encargado de la atención deberá utilizar barbijo y/o pantalla protectora integral y guantes de látex.
  • Toda oficina a la calle que disponga de cortina metálica comercial o calada, deberá permanecer baja, a excepción de que presente cortina metálica ciega. Siendo obligatorio, en todos los casos, exhibir una nota/cartel que advierta que no se atiende al público, sólo a clientes relacionados con la administración y con turno.
  • Todo lo concerniente a consultas de compra-venta, no se podrá atender o evacuar en forma personal, sino, mediante las alternativas de índole tecnológicas que brinde a disposición del cliente/interesado, cada oficina inmobiliaria.
  • Cualquier otra acción derivada del quehacer inmobiliario habitual, que no esté relacionada con las tareas en este protocolo mencionadas; quedan excluidas hasta tanto en forma expresa lo permita la autoridad gubernamental.

6 Respuestas a “LAS INMOBILIARIAS PROPONEN UN PROTOCOLO DE ATENCIÓN”

  1. Todos queremos trabajar, pero particularmente este tema es bastante delicado porque cuando se juntan muchos meses de alquiler la gente no tendrá como pagarlos.
    Muchos vivimos el día a día.

  2. Sería propicio que nadie salga perjudicado porque ambas partes necesitan que todo se reactive pero sabemos que la salud es la prioridad. Inquilinos piensan en si pueden seguir alquilando sin los ingresos que no están percibiendo o cobrando sueldos al 50 % y las inmobiliarias por otro lado también quieren cobrar su parte. Con precaución y responsabilidad cómo todo en este momento se puede llevar adelante el protocolo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *